Cientos de personas gritan durante un minuto en apoyo a los desalojados en Catalunya

Periódico El País (España)

Con un ojo puesto en los desalojos de Cataluña y otro en la creciente impaciencia e indignación de los comerciantes, que esta mañana han elevado el tono de su queja respaldados por el Gobierno regional y el Ayuntamiento de la capital, el Movimiento 15-M vive un día clave. En la asamblea de las ocho de la tarde deben decidir si convierten (o no) en manifiesto el borrador con cuatro propuestas con las que quieren bajar a Tierra para que todos los simpatizantes del movimiento se sientan identificados. Para colmo de males, desde las dos de la tarde Madrid está en alerta amarilla por lluvias y les ha caído a media tarde una fuerte tormenta mientras debatían el borrador.

Antes de la asamblea, a las siete, los indignados han realizado una concentración de apoyo a sus hermanos de Barcelona, informa David Nelson. @acampadasol convocó por la mañana por Twitter concentraciones “con flores a las siete” de la tarde en todas las plazas en apoyo a Lleida y Barcelona. A la una de la tarde, era trending topic (tema del momento) mundial. A su petición de movilizaciones se ha sumado la Federación Regional de Asociaciones Vecinales de Madrid, que ha hecho un llamamiento a los ciudadanos para que expresen su apoyo a los desalojados acudiendo esta tarde a Sol. Han respondido centenares de personas que, a la hora fijada, han gritado durante un minuto. En contra de las protestas simbólicas que han realizado hasta el momento, los llamados gritos mudos, este ha sido de verdad. Después, han cantado “no está sola Barcelona”. Tras la protesta, se ha dado paso a la asamblea.

Los cuatro puntos del documento que analizan son, tal y como explica el 15-M en su web: 1. “Reforma electoral encaminada a una democracia más representativa y de proporcionalidad real y con el objetivo adicional de desarrollar mecanismos efectivos de participación ciudadana”. 2. “Lucha contra la corrupción mediante normas orientadas a una total transparencia política”. 3. “Separación efectiva de los poderes públicos”. 4. “Creación de mecanismos de control ciudadano para la exigencia efectiva de responsabilidad política”. De cara al futuro también barajan convocar sentadas para el día 15 de cada mes.

En realidad, estaba previsto que los ejes del 15-M se fijaran la tarde de ayer, pero se decidió postergarlo a hoy en una reunión que terminó de forma abrupta por la lluvia a las once y media de la noche. Un fuerte aguacero les ha arruinado esta tarde también las comisiones, que se preparaban para responder a las intervenciones policiales en las plazas de Barcelona, Badalona y Lleida cuando se ha desatado una tormenta y una intensa tromba de agua ha inundado el campamento. El agua se ha abierto paso entre las rendijas de las lonas y ha caído en torrentes sobre las mesas de las comisiones, mientras los acampados corrían a apuntalar la carpa y a apagar los generadores eléctricos. Durante los 20 minutos que ha durado la tormenta, la actividad ha sido frenética, en un intento de poner a salvo documentos, aparatos tecnológicos y objetos personales, y la coordinación entre los distintos equipos de trabajo que forman el movimiento ha permitido que el campamento resistiera. Finalmente, ha salido el sol a las seis y toda la plaza ha estallado en aplausos y consignas como “¡No nos vamos!”.

3.500 kilos de comida donada

El día arrancó complicado. Los 400 acampados se despertaron en su 13º día de protesta con la noticia del desalojo de la plaza de Catalunya. Según la policía, se trataba de una retirada temporal por “motivos de salubridad” con el fin de que pueda hacer su trabajo el servicio de limpieza. De paso, los Mossos d’Esquadra se llevaron palos y todo lo que pudiera servir para provocar altercados en previsión de que esta noche confluyan en el centro de la ciudad los indignados y los que celebren una eventual victoria del Barça. Durante la operación se produjeron cargas policiales, que terminaron con dos detenidos y 121 heridos leves, 37 de ellos policías. Tras marcharse la policía, los indignados han vuelto a tomar la plaza.

“Aquí van a venir a limpiar pero no tiene nada que ver con Barcelona”, trataba de tranquilizar la organización por megafonía a los presentes a primera hora de la mañana. “Mostramos todo nuestro apoyo a los acampados en la plaza de Catalunya”, decían, mientras se producían los incidentes en la capital catalana. Los acampados han coreado a lo largo del día lemas en favor de sus hermanos de Cataluña. Uno de los portavoces del movimiento 15-M, Pablo Martín, asegura que lo sucedido en Barcelona hace que la acampada de Madrid sea todavía “más fuerte”. Martín ha argumentado que los acampados forman parte de un movimiento “no violento” y ha reprochado a los agentes catalanes estar llevando un desalojo contra los indignados usando la fuerza. Iván, otro de los portavoces, ha explicado que pese a que “el cansancio existe, los ánimos y la convicción siguen igual de fuertes”. A este estado de ánimo ha contribuido la llegada de un camión con 3.500 kilos de comida donada.

Para mañana, el movimiento ha organizado reuniones en más de 250 barrios y municipios de la Comunidad de Madrid para intentar establecer una “red horizontal sin jefes ni líderes” pero con un moderador y un secretario, que recogerán las propuestas. Las conclusiones de estas reuniones locales se analizarán el domingo en una asamblea general.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s